Los padres de Charles-Edward, de 9 meses de edad, grabaron durante cuatro horas las
evoluciones de su hijo en el salón de juegos de su casa, el resultado es bastante
interesante y divertido

 

 

 

eXTReMe Tracker